Cómo limpiar un colchón de manera sencilla

como limpiar colchon

Uno de los secretos para que nuestro colchón tenga una mayor durabilidad es tenerlo siempre limpio y eliminar malos olores. Los colchones pueden albergar ácaros del polvo, suciedad y otros desechos, por lo que deben limpiarse con regularidad. Sobre todo, si tenemos algún tipo de alergia o alguna mascota. La buena noticia es que limpiar un colchón sucio es mucho más fácil de lo que uno piensa. No solo hay productos específicos para ello, sino que también podemos utilizar otros remedios naturales para eliminar manchas y malos olores.

Tener un colchón limpio y bien cuidado es sinónimo de descanso. Dormir bien por las noches nos ayudará a disfrutar de una mayor calidad de vida. Un colchón en mal estado, sucio o que huela mal no nos va a permitir descansar bien. Además, estas condiciones van a impedir que la vida útil del colchón sea la más adecuada. Es por eso que hay que tener muy en cuenta la limpieza del colchón.

Limpiar un colchón sucio con productos de casa

Un buen colchón es más que necesario para mejorar nuestra calidad de vida. Los expertos recomiendan cambiar de colchón cada diez años. Pero durante este tiempo, debemos mantenerlo siempre limpio y eliminar malos olores para que los ácaros, los hongos y las bacterias que pueda contener no afecten a nuestra salud.

Cómo limpiar un colchón con bicarbonato sódico

El bicarbonato sódico es un producto con el que podemos eliminar la humedad y diversos tipos de bacterias y ácaros del colchón. Sus poderes antibacterianos e higiénicos hacen de él uno de los remedios caseros más populares. Además, el bicarbonato sódico no solo es un producto muy eficaz, sino que también no resulta nocivo ni para la salud ni el medio ambiente.

Cómo limpiar un colchón con agua y limón

La mezcla de agua y limón es perfecta para eliminar de un colchón los restos de orina, sudor o vómito. En realidad, se puede emplear tan solo el limón si la mancha no es muy profunda. Pero al mezclarlo con agua, no solo conseguimos que sus efectos limpiadores sean mayores sino también evitamos que el colchón limpio tenga malos olores.

El vinagre blanco

El vinagre en general es un producto con grandes propiedades higiénicas y desinfectantes. Pero para la eliminación de manchas en un colchón, el más efectivo es sin duda el vinagre blanco. El vinagre blanco es muy eficaz contra las manchas de orina y sudor. Un producto perfecto para limpiar un colchón sucio ya que, tras su aplicación, el olor a vinagre desaparece en apenas unas horas.

Agua oxigenada

Si tenemos manchas de sangre seca en el colchón, el agua oxigenada es sin duda la mejor solución. Un producto que viene muy bien cuando se han dejado acumular las manchas durante varias semanas y resulta más difícil eliminarlas. No obstante, hay que asegurarse de aplicar una cantidad de líquido más concentrada ya que puede dañar la superficie del colchón.

Limpiar un colchón con productos químicos

A veces los productos y remedios naturales no nos ofrecen los resultados esperados a la hora de limpiar un colchón sucio. Es entonces cuando debemos acudir a los detergentes u otros productos químicos específicos para eliminar malos olores y manchas de todo tipo.

Limpiar con detergente

Lo mejor en este caso es emplear detergente líquido. Solo habría que mojar un poco en un paño y frotar la mancha del colchón que queramos eliminar. Luego se aclara la zona con agua y se deja secar durante unas horas.

Limpiar el colchón con disolventes

Si las manchas del colchón son muy profundas, hay que plantearse la opción de utilizar algún tipo de disolvente. Es cierto que se trata de un producto más agresivo que el resto, de ahí que haya que prestar especial atención a su aplicación para no dañar la superficie y los tejidos del colchón.

Cómo limpiar un colchón según el tipo de mancha

Hay ciertas manchas que suelen ser más habituales en un colchón limpio. Entre ellas habría que señalar especialmente la orina, el sudor, la sangre, la humedad y el vómito. Cada una de ellas pueden limpiarse fácilmente con diferentes productos naturales y remedios caseros muy eficaces.

Las manchas de orina

El bicarbonato sódico y la mezcla de agua con limón son tal vez los mejores remedios caseros para limpiar las manchas de orina del colchón y eliminar malos olores.

En primer lugar, podemos preparar una taza de bicarbonato sódico con un poco de agua y aplicar esta cantidad sobre la mancha de orina. Luego cubrimos el colchón con un plástico grande y dejamos que el bicarbonato sódico actúe sobre la mancha durante unas 8 horas. Tras este tiempo, retiramos el plástico y aspiramos los restos de bicarbonato.

La otra opción para limpiar un colchón sucio es hervir un litro de agua mezclada con el zumo de un limón. Una vez tengamos lista la mezcla, lo único que debemos hacer es rociar con ella la mancha de orina y dejar actuar hasta que se seque.

Otra mezcla interesante para eliminar este tipo de manchas es la que se consigue con dos partes de bicarbonato sódico, dos partes de vinagre blanco y una parte de detergente. Solo tenemos que aplicar esta mezcla sobre la mancha y dejar que actúe durante unas horas hasta que se seque y desaparezca la orina.

El sudor

El vinagre es el producto casero ideal para eliminar las manchas de sudor del colchón limpio. En este caso, se puede colocar el vinagre en un spray y así rociar la mancha más fácilmente. Tras la aplicación, dejamos que actúe durante unos cinco minutos y le añadimos luego bicarbonato espolvoreado. Esperamos que la mezcla se seque y, por último, eliminamos los restos con la aspiradora.

Si la mancha de sudor es profunda o persistente, quizás haya que probar con un poco de agua oxigenada para limpiar el colchón sucio. Pero es un producto que debemos utilizar mínimamente, ya que puede dañar el colchón. De ahí que su aplicación sea más efectiva si la mancha es muy pequeña.

Las manchas de sangre

En este caso sí, el agua oxigenada es el mejor producto casero para eliminar las manchas de sangre. Para ello, solo hay que pasar por encima de la mancha un paño o un algodón pequeño empapado de agua oxigenada. Frotamos la mancha durante unos minutos y dejamos actuar hasta que se seque el colchón.

Hay que prestar especial atención con el agua oxigenada, ya que puede comerse el color del colchón. Por eso es más que recomendable comenzar aplicando una pequeña cantidad.

Limpiar las manchas de humedad

El bicarbonato sódico es un producto casero que actúa muy bien sobre las manchas de humedad en el colchón. Podemos mezclar en un recipiente 250 gramos de bicarbonato sódico con 5 gotas de aceite esencial del árbol del té. Luego esparcimos la mezcla por el colchón y la dejamos actuar durante una hora. Por último, aspiramos los restos del bicarbonato sódico con una aspiradora.

Si las manchas de humedad son profundas y resistentes, podemos añadir a la mezcla anterior un poco de agua oxigenada para limpiar un colchón sucio.

Limpiar las manchas de vómito

Las manchas de vómito suelen ser las más resistentes a la limpieza. Sobre todo si no actuamos a tiempo y dejamos que se sequen. De ser así, habría que probar en primer lugar con una mezcla de vinagre blanco, agua tibia y jabón líquido. Con un paño, frotamos la mancha hasta tratar de que desaparezca.

Si la mancha persiste, una de las mejores soluciones para eliminar malos olores es comprar un limpiador de enzimas, un producto capaz de disolver este tipo de manchas.

Cómo limpiar un colchón en seco

La limpieza en seco de un colchón se lleva a cabo con la intención de no deteriorar en exceso su interior. Un método ideal para eliminar malos olores y el polvo o la tierra que haya podido adquirir con el paso del tiempo y el uso.

Por lo general, en este proceso se emplean los solventes, productos químicos capaces de disolver las manchas y la grasa, por lo que es más recomendable que se lleve a cabo en un lugar bien ventilado debido a la toxicidad del producto. También se pueden aplicar sobre la superficie del colchón productos que contienen espuma seca. Este tipo de productos penetran en las fibras del colchón y eliminan más fácilmente la suciedad y las manchas.

Si se limpia un colchón en seco en casa, lo primero que debemos hacer es cepillarlo con un cepillo seco de cerdas suaves para remover los restos de polvo y suciedad acumulada. Luego aspiramos toda la superficie y preparamos el producto que vayamos a utilizar. Como acabamos de decir, pueden ser solventes sin agua (alcohol medicinal, toallitas de bebé, agua oxigenada, productos de limpieza en seco, etc.) que se aplican con un trapo seco y en mínima cantidad.

Otra opción para limpiar un colchón sucio en seco es esparcir por toda la superficie del colchón bicarbonato sódico y dejar que actúe unos minutos. Luego se retiran los restos con un paño húmedo y se aspira el colchón. También podemos rociar la superficie del colchón con un poco de vinagre y esparcir bicarbonato de sodio, dejando que la mezcla actúe unos minutos y retirando los restos con un paño húmedo.

Por último, podemos combinar agua oxigenada con bicarbonato de sodio, unas gotas de detergente líquido y algunas gotas de aceite esencial. Luego aplicamos la mezcla sobre el colchón con un rociador, dejamos que actúe y se retira con un trapo apenas húmedo dejando secar posteriormente.

Elimina los malos olores de tu colchón

Un colchón limpio con malos olores puede afectar a nuestro descanso. A veces el mal olor no se produce por manchas que pueda haber en la superficie, sino por el paso del tiempo o una ausencia de limpieza. Sin embargo, eliminar esta sensación no resulta nada complicado.

El vinagre blanco es una de las mejores soluciones para eliminar malos olores. Para ello, solo tenemos que frotar diferentes zonas del colchón, o donde se encuentren las manchas, con un paño húmedo en vinagre.

El bicarbonato sódico, gracias a sus propiedades antibacterianas e higiénicas, también resulta muy eficaz para eliminar los malos olores del colchón. Al igual que con el vinagre blanco, podemos espolvorear un poco de bicarbonato en un paño y frotar el colchón con él.

Los aceites esenciales de eucalipto, hierbabuena, lavanda, limón o de árbol de té son también muy eficaces para eliminar malos olores del colchón. Cada uno de ellos puede mezclarse con bicarbonato y aplicarse sobre el colchón. El olor de estos aceites esenciales perdurará en la estancia y nos brindará un descanso mucho más agradable.

Cada cuánto tiempo hay que cambiar el colchón

Lo más recomendable suele ser cambiar el colchón cada 10 años. Así al menos lo especifican la mayoría de los fabricantes. No obstante, esto se podría matizar si le aplicamos a nuestro colchón una serie de cuidados periódicos. Pero también hay síntomas que nos pueden indicar que se requiere ya de un cambio de colchón: si nos levantamos cansados, si el colchón está hundido o deformado, etc.

Además, la base del colchón no sufre tanto desgaste, por lo que tiene una mayor durabilidad. Pero una base dañada puede restar efectividad al colchón. El paso del tiempo y el uso desgastan de manera progresiva los materiales de un colchón. También puede influir en su durabilidad los materiales con los que esté fabricado.

Junto con el colchón, también debemos cambiar la almohada. En este caso, el tiempo se reduce, ya que su plazo de renovación puede estar en torno a los dos años.

Un colchón limpio, sin olores y de calidad es fundamental para disfrutar de un buen descanso. Esto nos va a permitir disfrutar durante el día de una vida más saludable. Si no contamos con un colchón así, ya hemos visto que hay muchos remedios caseros muy efectivos para eliminar todo tipo de manchas y olores. Atajarlas no solo nos va a permitir descansar mejor, sino también alargar la vida útil del colchón.

2 comentarios de “Cómo limpiar un colchón de manera sencilla

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.